Los cucurrumachos de Navalosa

Navalosa es un pueblo situado entre las sierras de la Paramera y Gredos Oriental, en la provincia de Ávila con abundantes atractivos naturales y patrimoniales.

Navalosa-Ávila

El Rincón del Trotamundos. Javier San Sebastián

Las cabañas de piedra con techo vegetal de piornos sorprenden por su número y concentración. No hay nada parecido en kilómetros a la redonda (mejor cabe decir “había”, dado su deterioro galopante).

Lo mismo cabe decir de las cerraduras de madera, con su tranca y su llavín, que todavía están es uso en multitud de puertas de corrales, cuadras y pajares. Al encanto de lo anterior se suman las construcciones de todo tipo que aprovecharon la roca natural como paredes o soporte o las numerosas eras de trillar.

Sus tradiciones no se quedan atrás en singularidad y por encima de todas destacan los Cucurrumachos, la fiesta de carnaval.

Navalosa-Ávila

Todo el pueblo contribuye a la celebración, con aportaciones a los quintos que organizan la fiesta. El sábado cortan un chopo de gran tamaño y lo plantan en el centro de la plaza.

En la tarde del “domingo gordo” los quintos y quintas se visten con sus mejores galas serranas, ellos con trajes de paño, pañuelos bordados, bastones con cintas de colores, sombreros negros con escarapelas, y pequeñas esquilas, ellas con enaguas blancas, falda con mandil bordado, blusa blanca, mantón o pañuelo sobre los hombros, guantes blancos y zapatos negros. Al sonido de dulzaina y tamboril comienzan los bailes en corros, por una parte los quintos y quintas, por otro las madres.

Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila

También se congregan en la plaza personajes con aspecto aterrador: voluminosos, cubiertos por mantas de rayas, tejidas con tiras de trapos (“pingueras”), la cabeza cubierta por una máscara de madera, con crines de caballo o burro, pieles de animales coronadas por cornamentas de cabra o vaca, guantes y algunos con bastones adornados con calaveras de animales. Llevan decenas de cencerros atados a la cintura y la espalda que hacen sonar con sus movimientos exagerados. Con aspecto amenazador, parecen representar algunos trabajos ganaderos o agrícolas; ocasionalmente, sacan paja de sus alforjas o sacos y la arrojan sobre la gente.

La fiesta continúa alternando coplas, bailes e incluso un par de disparos al aire que supuestamente fulminan a uno de los personajes, “el vaquilla”. Siguen la música, carreras, invitaciones y alegría. El vaquilla resucita y los cucurrumachos se despojan de sus disfraces.

Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila
Navalosa-Ávila

Los corrales.

Los increíbles corrales, muy similares en su estructura y aspecto a las pallozas de los Ancares, de Asturias o de Galicia, pero separadas cientos de kilómetros de ellas, son un valor cultural y etnográfico que debería ser mantenido con tantos esfuerzos como fueran precisos.  Están edificados con planta cuadrada u ovalada, tejado soportado por vigas de madera y techo de piornos. En la planta superior tienen un acceso independiente para meter el heno y los materiales que necesitaran para los pequeños cultivos o para la atención del ganado. En la parte inferior se recogía el ganado.

Junto a algunos suele haber un chozo techado con lajas de piedra para refugio de pastores, además de otras construcciones.

Navalosa-Ávila

Existen unos 200 corrales en el término, la mayoría de ellos en ruina o en proceso de ruina, con sus vigas de madera rotas y sus tejados de piornos hundidos, sin contar con las construcciones que se han edificado o improvisado sobre sus paredes, reconocibles por su planta elíptica.

Hace tiempo que se rehabilitaron dos corrales en el despoblado de Navalvao, pero, no es suficiente. Joyas culturales tan impresionantes como son los corrales de Navalosa se estén perdiendo sin remedio, un hecho trágico desde el punto de vista patrimonial y que contrasta con el interés y recursos que se dedican para mantener construcciones similares en otros lugares de España y Europa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.