De Alcalá la Real a Granada

Un viaje por el último tramo de la ruta del Califato que realizaron en 1442 las tropas mandadas por los Reyes Católicos durante la conquistas del Reino de Granada. Un viaje de poco más de 57 kilómetros que son los que separan Alcalá la Real de Granada, el último territorio en manos de los árabes que durante más de siete siglos dominaron la Península Ibérica.

Cuevas del Sacromonte-Alhambra-Granada

Alcalá fue el sitio donde se establecieron durante más de 150 años las tropas cristianas como avanzada de la frontera ante el reino nazarí de Granada. Con anterioridad a la conquista de Alcalá por Alfonso XI que sitió la plaza en 1341, la ciudad fue una fortaleza árabe desde la cual se defendía la fértil vega del Genil y la propia ciudad Nazarí de Granada.

Alcalá la Real-Jaén

La población de Alcalá se encuentra situada en un estratégico paso, en la Ruta del Califato Córdoba-Granada, desde donde se domina un amplio territorio, con espectaculares vistas de la vertiente oeste de Sierra Nevada y sus estribaciones. Posee un singular castillo de época árabe ubicado en lo alto de un promontorio que domina el uniforme caserío, desde sus almenas, además de la propia ciudad, se divisan los campos de olivos que sustituyeron a los robles y las onduladas sierras de caliza que rodean la urbe.

Castilo de la Mota-Alcalá la Real-Jaén

En el camino entre Alcalá y Granada, el viajero se encuentra con dos emblemáticos lugares donde es aconsejable hacer un alto para disfrutar de su historia y del grandioso paisaje que desde estos lugares se divisa, Moclín y Santa Fe. En esta última población tuvo lugar la firma de las Capitulaciones entre los Reyes Católicos y el navegante Cristóbal Colón.

Sierra Nevada-Granada

Por su parte la población de Moclín enclavada en un estratégico escarpe, fue la llave de Granada, pues la toma de este enclave si que fue decisorio para las tropas cristianas. Desde esta población se controla toda la vega del Genil, Granada y Sierra Nevada. Desde el castillo de Moclín, tanto de noche como de día, se disfruta de uno de los espectáculos más bellos que ofrece la naturaleza las vistas de toda  Sierra Nevada, especialmente al atardecer y mejor si la sierra esta cubierta por la nieve. Durante la noche el espectáculo es doble pues además se puede observar toda la ciudad de Granada iluminada.

Puerta Real-Granada

Ya en la ciudad Nazarí de Granada, el viajero a de dejarse llevar por el deambular de sus pasos sin que importe demasiado hacia donde se dirige pues en cualquiera de los rincones que encubra esta bella ciudad, el viajero a de sentirse cautivado, y aunque no se de cuenta, quedará atrapado para siempre por su hechizo y por la magia que envuelve la ciudad a cualquier hora del día y de la noche. No es casual que de su seno hayan salido, a lo largo de la historia, tantos escritores, poetas, músicos y pintores de renombre universal.

Plaza de Isabel Catolica-Granada

Dejarse llevar por alguno de los barrios más típico y emblemáticos de Granada será siempre un encuentro lleno de emociones y sorpresas compartidas, pero también si nos dejamos llevar por otros muchos rincones y lugares menos conocidos para el gran publico donde encontraremos un ambiente más sosegado, espacios y monumentos que nos muestran en todo su esplendor la belleza y la singular historia de esta ciudad árabe-cristiana que esconde como ninguna otra en la Península Ibérica, su evolución histórica a través  de su arquitectura, su cultura y sus espacio vitales.

Barrio del Albaycín-Granada

Si es la primera vez que el viajero visita Granada, es casi obligado adentrarse en los barrios más típico de la ciudad, como el caso del barrio del Albaycín, para disfrutar del laberinto de sus calles, las típicas casas árabes encaladas de blanco con techumbre de teja árabe o terraza. Los miradores que observan la Alhambra desde lo lejos, y los cármenes con sus frondosos jardines llenos de fragancia y penetrantes aromas que emanan de los setos de bost, los cipreses, los mirtos y otras plantas ornamentales, cuyos aromas sumergen al visitante en un permanente éxtasis, que se acrecienta con el susurro de las fuentes y el agua que corre por las acequias que riega los jardines.

Lonja-Capilla Real-Granada

La visita casi obligada al antiguo zoco árabe del Zacatín, junto al cual, y no por casualidad, se encuentran algunos de los monumentos más emblemáticos de la época cristiana. La catedral barroca construida en el espacio que un día ocupó la Mezquita Mayor de Granada mandada derribar por la Reina Isabel. La calle y plaza de los Reyes Católicos que discurre por el abovedado del río Darro, es uno de los puntos neurálgico y comerciales de Granada, en cuyo lateral se encuentra el llamado Corral del Carbón de estilo árabe, antiguo almacén de mercancías del zoco, el edificio árabe más antiguo de Granada.

Plaza de Las Pasiegas-Granada

La Puerta Bab al-Ramla por la que se acedía a la antigua medina árabe viniendo del sur, cuyos restos fueron trasladados a los jardines de la Alhambra, esta puerta daba acceso a la siempre animada plaza de Bi-Rambla, que debe su nombre a dicha puerta. Esta plaza de origen nazarí, fue utilizada por la inquisición, al frente de la cual se hallaba el siniestro Cardenal Cisneros, para encender piras con los libros árabes requisado en el Reino de Granada, casi toda la rica biblioteca de la escuela árabe de la Madraza ardió en esta plaza. También los herejes que no abrazaban la fe católica sufrieron en la plaza de Bi-Rambla los actos de fe y eran pasados por el fuego purificador de las hogueras que el propio Cardenal Cisneros atizaba, por lo de mas confesor de la Reina Isabel.

Catedral de Granada

Además de estos espacios y monumentos típicos, en el Barrio Centro, se encuentra la singular plaza de Las Pasiegas situada frente a la monumental fachada barroca de la catedral, obra del controvertido arquitecto Alonso Cano. En esta plaza los fines de semana, se suelen celebrar concierto abiertos al publico. En la calle Cárcel Baja se encuentra la oficina de turismo situada en un hermoso palacete ejemplo de la arquitectura civil granadina, y en la plaza de Romanilla, jalonada por palmeras y bares típicos, se encuentra el Centro Federico García Lorca.

Plaza Romanilla-Granada

Con entrada por la Gran Vía de Colón, se accede a la antigua Lonja y a la Capilla Real, que junto con la rejería, son de estilo gótico. Justo en frente se encuentra uno de los edificios más singulares de la ciudad, La Madraza. Fue la primera universidad con la que contó Granada, inaugurada en 1349 por el rey nazarí Yusuf I. En la actualidad es la sede de la Real Academia de Bellas Artes. Entre los poemas que la decoraban podía leerse: “Si en tu espíritu hace asiento el deseo del estudio y de huir de las sombras de la ignorancia, hallarás en ella el hermoso árbol del honor. Hace el estudio brillar como estrellas a los grandes, y a los que no lo son los eleva a igual lucimiento”.

Arquitectura-barrio del Realejo-Granada

El barrio del Realejo se ubica entre la calle de Los Reyes Católicos, la Acera del Darro y el paseo del Salón, es uno de los barrios menos conocidos de Granada, aunque última mente se ha puesto de moda por su ambiente nocturno. En la parte baja, la zona que se ubica cerca de la plaza Del Carmen, y plaza de Mariana Pineda, el viajero quedara maravillado por la singular arquitectura civil de sus construcciones, en su mayoría data del siglo XVIII y XIX.

Carmen de los Mártires-Granada

Ya en la parte alta del barrio del Realejo, las calles se hacen estrechas y empinadas y ascienden hasta lo alto de los jardines de la Alhambra donde se encuentran algunos singulares Carmenes; el de los Montoros que yace adosado a las Torres Bermejas, Fundación Rodríguez Acosta cuyos jardines son una de las joyas ornamentales y arquitectónicas más originales de la ciudad de Granada. Casa Museo de Manuel de Falla y el Carmen de Los Mártires, un romántico lugar que invita al visitante a disfrutar de sus hermosos rincones. En la plaza del Hospital Viejo se encuentra el Centro de Lenguas Modernas de Granada dependiente de la Universidad, un lugar muy singular por su arquitectura y por su ambiente étnico-cultural.

Casa típica en el barrio Barranco del Abogado-Granada

Como en Granada en ninguna otra ciudad se puede pasar de una zona monumental con grandes edificios históricos, a otra zonas donde la arquitectura es típicamente rural, con casas bajas de una o dos plantas al estilo árabe y calles estrechas de pronunciada pendiente. Patios de vecindad en los que crecen plantas ornamentales y palmeras. Este es el caso del barrio del Barranco del Abogado. En este lugar el viajero siente como si se hubiese trasladado a alguno de los pueblos blandos de Andalucía, con la particularidad, de que caminando por sus calles, jalonadas de casas blancas, cuevas y chumberas y pitas, las vistas de Sierra Nevada y la ciudad de Granada, son  de una belleza sin igual. El barrio y sus casas cuevas fue refugio, durante la guerra civil, de republicanos y antifascistas granadinos, teniendo lugar duros enfrentamientos entre la guardia civil y la resistencia antifacista.

Calle Mesones-Granada

Otro de los barrios de la ciudad de Granada que nos sorprenderá, es el que se ubica entre las calles de Gran Capitán,  Recogidas, Gran Vía de Colón y Pedro Antonio de Alarcón, conocida esta última por su movida nocturna. En esta zona, además de los típicos bares de tapas, restaurantes, y apartamentos vacacionales, se encuentran locales de nuevo diseño que han abierto últimamente en Granada, es el caso de las nuevas librerías, o tiendas de música y comercios de artesanía. Además en la zona se sitúan espacios singulares, y algunos monumentos de gran atractivo histórico y cultural.

Plaza Trinidad-Granada

El conjunto monumental del Monasterio de San Jerónimo, la vieja universidad de derecho en cuyo recinto se encuentra el jardín botánico de Granada con especies diversas traídas de distintas partes del Mundo. La Plaza de Trinidad es uno de los centro neurálgicos de este barrio granadino, junto con las calles más comerciales de Granada: Mesones, Alhóndiga, Puentezuelas, Magdalena y Recogidas. En Puentezuelas se encuentra la facultad de Traducción de la Universidad  de Granada, un edificio muy singular, con un ambiente multirracial, donde la cultura internacional, los libros en diferentes idiomas  llenan las estanterías, y la variedad de etnias, conforman un mosaico de bella armonía humana y social.

Plaza Nueva-Iglesia de Santa Ana-Granada

Para terminar la ruta por los barrios que hemos seleccionado de Granada, proponemos una visita a la Alhambra, pero en esta ocasión será una visita nocturna. Lo hacemos subiendo por Plaza Nueva donde tienen lugar en las tardes noches, exhibiciones de tango, continuamos por la Carrera del Darro, una de las calles más antiguas de Granada y más bonitos de la ciudad. Seguimos por el Paseo de Los Tristes al acorde de los músico callejeros que actúan en esta zona y en otras muchas de Granada, cuyo telón de fondo es la Colina Roja en la cima se alzan los palacios nazaríes que se elevan majestosos en la noche sobre el raso cielo de Granada.

Paseo de Los Tristes-Alhambra-Granada

Atravesamos el río Darro y continuamos por la Cuesta del Rey Chico, y subimos entre las muralla de la Alhambra y los jardines del Generalife atravesando la colina de La Sabika, acompañados por el susurro del agua que desciende por las acequias, hasta situarnos en el Palacio de Carlos V, una ruta de embrujo y de misterio, especialmente por la noche. Esta visita nos es fácil de realizar ya que son muchas la peticiones que hay para visitar la Alhambra en orario nocturno y muy pocas la entradas que se ponen a la venta, por lo que es aconsejable sacar la entrada con antelación.

Salón del Trono-Alhambra-Granada

Como suponemos que el viajero a visto el conjunto monumental de la Alhambra durante el día, estamos seguros que la visita nocturna, aunque más reducida, le sorprenderá gratamente y de paso podrá apreciar el espectáculo que ofrece, además de los palacios nazaríes y los estanques iluminados, el cielo estrellado  que se puede contemplar durante la noche, y en ocasiones, también la luna llena cuando esta coincide en la vertical de la Alhambra. Todo un espectáculo para los sentidos y para los recuerdos de nuestro viaje por esta ciudad mitad árabe, mitad cristiana que atesora una dilatada historia de pueblos, razas y culturas diversas.

Barrio del Albaycín-Granada
Palacio de Carlos V-Alhambra-Granada
Patio de Los Leones-La Alhambra-Granada
Biblioteca del Hospital Real-Granada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.