El río sin descanso 

El río sin descanso, es un bello relato de la escritora canadiense Gabrielle Roy, una mujer muy cercana en toda su obra, a los más desfavorecidos y olvidados de su país. Inspirada por la belleza de los vastos paisajes canadienses, su obra, hasta la publicación de este libro, permaneció inédita en castellano, ella nos habla, a lo grande, de las gente más pequeña y olvidadas de Canadá.

 

El Rincón del Trotamundos

Gabrielle Roy, es sin lugar a dudas, una de las escritoras más conocidas y premiadas de la literatura canadiense del siglo XX. En este volumen se recogen los cuentos “Tres novelas esquimales”. En estos relatos la autora nos invita a adentrarnos en la cultura inuit, prácticamente desconocida, distante, recóndita y intima para nosotros.

El libro esta traducido del francés su lengua materna, por Luisa Lucuix, “El río sin descanso” es un viaje sin tregua fascinante y hermoso que nos sumerge en un mundo de belleza sin igual, donde se adentra en los inabarcables paisajes, los rigores estacionales de la naturaleza salvaje y de ritmos vitales para el ser humano totalmente opuestos a los urbanos, en un ciclo de transformación del entorno natural y social, lidiando con un imparable avance de una supuesta modernidad social que pone en peligro su forma de vida y su continuidad.

Tres relatos y una novela corta que da nombre al libro “el Río sin descanso”. “Los satélites, El teléfono y La silla de ruedas”. Son piezas de una precisión sorprendente en su capacidad para señalar al lector la tensión, el conflicto cada vez más evidente entre los habitantes del disperso pueblo de Kuujjuaq, situado a orillas del río Koksoak, conocido como Fort Chimo, ante su “inevitable” y progresiva occidentalización. 

El río sin descanso, publicado originalmente en 1970. Es la historia de Elsa Kumachuk, inuit que vive a medio camino entre el campamento del ejército americanos y el poblado esquimal en un pequeño asentamiento de blancos próximo al vetusto puesto de Fort Chimo. Una tarde, al salir del cine próximo a la base militar, la joven es violada por un soldado estadounidense, quedando embarazada de Jimmy, bebé/niño cuyo nacimiento e infancia serán todo un acontecimiento entre los suyos, poco acostumbrados a una belleza rubia de ojos azules y «pelo de tirabuzones».

Que todo cambia, todo pasa… pero, al menos, siempre quedará el río.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.