El frescor de Gredos

El Rincón del Trotamundos. Javier Elcuaz del Arco

Cuando el calor aprieta nada mejor que subir a los riscos más altos para disfrutar la fresca brisa que corre por el laberíntico y descarnado paisaje granítico de Gredos.

En el macizo central de Gredos encontramos las máximas alturas de esta sierra: Pico Almanzor 2.592 metros, La Galana 2.564 metros, Risco de la Portilla del Crampón 2.562 metros, Cuchillar de Ballesteros 2.553, Risco del Gutre 2.545 y varias decenas más de cotas que superan los dos mil metros de altitud.

Cabras monteses, Gredos

En esta época del año es conveniente madrugar para afrontar el recorrido a menor altura con la temperatura más fresca del día. Hemos dejado el coche en la Plataforma de Gredos en Hoyos del Espino. Llegamos a los Altos del Morezón (2.364 m.) por la loma que sube paralela al río Pozas, después de dejar el camino que lleva al Circo de Gredos. Un poco antes de la base del Morezón encontramos uno de los pocos manantiales de agua fresquísima de nuestra ruta. Conviene hidratarse en todo momento para llevar en mejores condiciones físicas el esfuerzo que nos espera. Este manantial suele estar seco a mediados del verano.

Cumbre Morezón, Gredos

Morezón, Gredos

En la cumbre del Morezón nos demoramos placenteramente dando cuenta del primer tentempié de la ruta, disfrutando con la panorámica de todo el Circo de Gredos y poniendo nombre al conjunto de picos, cuchillares, canales y el resto de formas del relieve que se asoman a la Laguna Grande desde las distantes alturas.

Riscos del Fraile, Gredos

 Garganta Blanca, Gredos

Vamos a seguir los hitos que nos llevarán por los mejores pasos para recorrer el sector noreste del circo que acabamos de contemplar. Descendemos hasta los 2.296 metros de la Portilla del Morezón, pasamos bajo el Risco de las Hoyuelas y descendemos un poco más hasta la Portilla de las Hoyuelas (2.255 m.). A partir de aquí el recorrido mantiene la altura al pasar bajo La Campana y el Risco de la Ventana. Subimos unos metros para asomarnos por esta estrecha y alta oquedad que da vista a la Garganta Blanca y la calima, que como una cálida manta, cubre las tierras del Tajo. Los más intrépidos de nuestro pequeño grupo trepan hasta subir a las rocas encajadas que cierran por arriba este marco de granito.

 Laguna Grande, Gredos

 Cuchillar de las Navajas y Almanzor, Gredos

 La Ventana, Gredos

 La Ventana, Gredos

Al acercarnos a los Tres Hermanitos tenemos que descender por una enorme laja inclinada. Buscando los mejores apoyos para manos y pies nos acercamos a la pared que linda con la laja para encontrar el paso más seguro. No nos apresuramos, disfrutando más con la frescura de la sombra de este lugar que condicionados por la dificultad, poco exigente en realidad.

Laja de los Tres Hermanitos, Gredos

No reconocemos los Tres Hermanitos cuando pasamos por debajo de ellos. La imagen que guardamos en la memoria no tiene ninguna relación con las tres enormes agujas que se proyectan hacia el cielo entre el caos rocoso de granito por donde caminamos.

Descanso, Gredos

Hermanitos, Gredos

 Casquerazo, Gredos

Tras pasar bajo el Perro que Fuma ascendemos por la izquierda de la enorme pedrera que baja desde la Portilla de los Machos. Desde los 2.437 metros de la cumbre del Peñón del Casquerazo disfrutamos el magnífico panorama que nos ofrece el Circo de Gredos contemplado en su totalidad de formas escarpadas y grandes espacios. Recorremos con la vista el trayecto que hemos seguido desde el Morezón hacia nuestra derecha y el Cuchillar de las Navajas que nos espera hacia el otro lado.

Sintiendo la brisa, Gredos

 Perro que fuma y Casquerazo, Gredos

Comemos aprovechando la fresca brisa que corre por la Portilla de los Machos antes de recorrer el último tramo del rocoso cresterío que compone el Cuchillar de las Navajas. Avanzamos manteniendo la concentración en nuestros pasos sobre la caótica disposición de los bloques graníticos. Sólo en un par de ocasiones hay que ayudarse de las manos para superar dos pasos aéreos. La roca firme nos ofrece buenos agarres para vencer el vértigo que produce la alta verticalidad de este terreno.

Por el Cuchillar de las Navajas, Gredos

 Almanzor por la ventana, Gredos

 Pico Almanzorl Gredos

Desde los 2.494 metros de su máxima altitud, el Cuchillar pierde altura hasta la estrecha Portilla Bermeja. Nos espera un descenso por una larga pedrera hasta la verde Hoya Antón, donde aprovechamos los cursos de agua para refrescarnos en este lugar cerrado por las altas formaciones que coronan el Circo.

Portilla Bermeja, Gredos

 Portilla Bermeja, Gredos

Bajando, Gredos

 Libando, Gredos

 Tres Hermanitos, Gredos

 Tres Hermanitos, Gredos

Nos detenemos en el Refugio Elola para reponer fuerzas e hidratarnos antes de acometer el último tramo de la ruta. Tras caminar placenteramente al frescor de la Laguna Grande de Gredos iniciamos la subida de los Barrerones, donde nos espera una generosa fuente de agua fría antes de llegar al último mirador con vistas a la gigantesca obra de arte esculpida por la naturaleza a golpe de siglos.

Refugio Elola, Gredos

Laguna Grande, Gredos

Aunque la distancia recorrida es de algo más de veinte kilómetros y el desnivel acumulado de mil quinientos metros, han pasado once horas desde que dejamos el coche en la Plataforma. La dificultad de la ruta condiciona un ritmo moderado asegurando cada paso para disfrutar al máximo las sensaciones que se experimentan en un lugar tan agreste, descarnado y hermoso.

NOTICIAS RELACIONADAS

El Cerro de los Huertos, Gredos
Gredos, la última frontera por conquistar
El Risco del Gutre. Rutas míticas por la sierra de Gredos
El Galayar de Gredos, templo del caos dentro del orden
El infierno helado en la Sierra de Gredos
Se abre la ventanilla de pago para acceder al circo de Gredos
Un día infernal en Gredos, ventisca y muchos grados bajo cero
Las Cinco Lagunas, viaje a los antiguos glaciares de Gredos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *