La Ruta Vicentina, entre Alentejo y Algarve portugués (2)

VILLANOVA DE MILFONTES/ALMOGRAVE

El Rincón del Trotamundos. José Acera Cruz

Ruta Vicentina, entre Alentejo y el Algarve, Portugal

Ya en la mañana, la fortaleza del siglo XVIII frente al río nos mira de frente, es el eje sobre el que se articula el barrio pesquero, diferentes embarcaciones te ayudan bien a pasar el río evitando 5 km de cansina carretera o bien te ofrecen paseos pluviales río arriba. La mañana ofrece mucha actividad en el río Mira y el equipo de piragüismo se dispone con sus cubetas de carbono a  remar durante unas horas. Nosotros, aprovecharemos para atravesar a la otra orilla e internarnos en la duna, a través de una larga playa donde las formas no dejan de sorprendernos, y eso sin perder de vista el oleaje y pidiendo permiso a las olas para pisar en ella…pero tenemos suerte, la marea baja nos acompañará hoy como ya todos los días en las mañanas y empezará a subir un poco mas allá del mediodía,  con lo cual tenemos la posibilidad en muchos de los tramos hacerlos a pie de mar y otros desde el acantilado.

Ruta Vicentina, entre Alentejo y el Algarve, Portugal

Pero a veces la duna se impone y el abrupto límite de la roca también y solo te queda ir por el interior y a veces trepando como hoy, al terreno hostil,  donde el viento no existe y aunque la belleza es continua el camino te ofrece su peor cara, la dureza del desierto y del sol nada compasivo convierte tu paso en un pesaroso movimiento. Nuestra fiel Lyra se refugia y apenas si aguanta pues sus almohadillas no resisten el rigor de la ardiente arena… tendrá que pasar a la mochila de Pablo.

Ruta Vicentina, entre Alentejo y el Algarve, Portugal

Igual que el día anterior y hoy con más razón pues llevamos tiempo de sobra, a la hora de comer nos hacemos sitio en una enorme playa que se pierde a la vista y donde muy de cuando en cuando ves a algún humano que se refugia del sol del mediodía. El agua es fría, pero necesaria, el cuerpo lo agradece y del oleaje, fuerte oleaje, siempre se disfruta y si además tienes la sensación de estar en un paraje único, un parque singular y una comunidad que se preocupa y ocupa de que se mantenga en su estado natural solo queda aprovechar para que todos los sentidos absorban el momento.

Ruta Vicentina, entre Alentejo y el Algarve, Portugal

Si tuviera que priorizar lo más característico del día lo cual es difícil por la intensa variedad, diría que dos cosas; las formaciones que de la duna fósil ha hecho la humedad marina y el viento Atlántico, consiguiendo un relieve similar al kárstico o al arrastre y huella que el  glaciar alpino deja a su paso. Algunas de estas formas están rotas, abiertas y aún dentro del hueco encuentras plantas y flores, todo salpicado de colores muy vivos.

Ruta Vicentina, entre Alentejo y el Algarve, Portugal

En segundo lugar, algún tramo por el que discurre el camino aunque bien es cierto que no queda otra por lo inhóspito del lugar, convirtiéndolo en una pista cansina y soporífera. Pero hay que agradecer que el trazado rompe su monotonía de forma sublime con un bosque cerrado que se ahueca formando un túnel por el que transita un sorpresivo y suave sendero, evitando así tener que rodear por lo imposible.

Bajar a la playa siempre que el acantilado lo permite es un aliciente y Vilanova de mil Fontes, lleva a honor su nombre ofreciendo fuentes tanto por el acantilado, como sobre todo por la playa que te van acompañando casi de forma continua hilos de agua dulce con mayor o menor intensidad, que hacen que la pared se convierte en un vergel. Incluso alguno de esos hilos acuosos han sido convertidos en cascadas, retenidas sus aguas y tallados los trampolines por la mano del hombre con cáñamo y madera, permitiendo así mojarte al pasar por ellos. Y por fin Almograve prácticamente una aldea, donde la Pousada de Juventus nos acoge también nada más llegar, eso sí con dificultades para Lyra que tenemos que sortear…

Hoy toca churrasco de cena en casa de Isa y  por supuesto que las Sagres fría no falte.

Recorrido…Vilanova de Milfontes/Almograve. Extensión…15 Kms. Duración aproximada…5 horas Acenso/Descenso…88/116 metros.

La Ruta Vicentina, entre Alentejo y Algarve portugués (0)

La Ruta Vicentina, entre Alentejo y Algarve portugués (1)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *