Fiestas del Medievo de Villena

 

El Rincón del Trotamundos. Samuel Martínez. 6/3/2012


La villa de Villena, como tantos otros pueblos y ciudades del territorio peninsular, celebra estos días su fiesta medieval, rememorando así viejos tiempo, costumbres y tradiciones que durante siglos arraigaron entre la población y los señores feudales que ejercían el poder absoluto sobre los vasallos. En la fiesta participan los vecinos del pueblo representando las distintas escenas que tienen lugar en las calles y plazas del casco antiguo del pueblo, utilizando para la ocasión las vestimentas de la época, lo que realza aun más estos tradicionales festejos haciéndolos más emotivos.

Si quieres pasar un fin de semana de cuento de hadas con caballeros, princesas, magos, bufones o trovadores; Villena es tu destino. Un verdadero viaje en el tiempo durante el los próximos 8, 9 y 10 de marzo de 2013. La primera sorpresa: encontrarse con coloridos pasacalles nupciales, pues solo durante este fin de semana el Castillo de la Atalaya, del siglo XII, se convierte en escenario de bodas medievales.

En ellas, los novios, invitados e incluso el concejal que celebra la ceremonia visten a la moda del Medievo. Este año tres parejas contraerán matrimonio (sábado por la mañana y por la tarde, y domingo por la mañana), algo único en Europa. Estas bodas se enmarcan en el Rabal: un barrio árabe de estrechas calles y casas antiguas decoradas para la ocasión.

La noche del sábado es el momento mágico del fuego. Cientos de personas recorren con antorchas las oscuras calles del barrio, creando una inmensa lengua de fuego que se mueve a ritmo de tambores. Cuando la Procesión de las Antorchas llega al Castillo, la fiesta continúa con un concierto de música celta junto a las murallas.

A lo largo del fin semana, se realizan pasacalles de música, desfiles de animales, tragafuegos, conciertos de juglares, y un sin fin de actividades gratuitas para todos los públicos. Y este año además, dentro de las representaciones teatrales, sobresale la Visita a Villena de los Reyes Católicos, suceso que tuvo lugar en 1488, y que ha servido de base para argumentar las FIESTAS DEL MEDIEVO.

Todo el evento se realiza en torno al Mercado Medieval de Villena, que en 2013 cumple 12 años. Mercado que cuenta con más de 160 puestos de artesanía, alimentos y tascas llegados de todos los puntos de España.

Estas fiestas se organizan por los propios vecinos del barrio del Rabal con el objetivo de promocionar el Casco Histórico de Villena, declarado Bien de Interés Cultural. Este hecho las distingue de cualquier otro mercado y feria medieval, ya que los propios vecinos se visten y decoran casas y calles al más puro estilo de la época, con lo que este viaje en el tiempo se hace más real.

NOTICIAS RELACIONADAS

Ruta en bici por Bardenas Reales, GR-99 y vías verdes del Zafan, Terra Alta y Baix Ebre

Pedaleando en BTT por el Camino del CID

Denia, un rincón tranquilo del Mediterráneo

Festival Independiente de Cine de Aventura de Alicante

La destrucción de la costa, un camino sin retorno

Buscando un resquicio de costa sin ladrillo

Amanecer en el Ponoch

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *