LA MAGIA DEL FESTIVAL DEL MUNDO CELTA DE ORTIGUEIRA


Cartel del festival de Ortigueira 2009

Surge como certamen musical y folclórico en 1978, de la mano de la Escola de Gaitas de Ortigueira, tomando como pretexto las relaciones más o menos míticas entre los pueblos europeos de pasado celta. En la Galicia de la Transición, el Festival revitaliza el hippismo y confiere realidad a la palabra libertad. Desde el inicio se convierte en referencia para los amantes del folk y de la fiesta y en un auténtico fenómeno de masas. Esa esencia perdura tres décadas después.

En el 2000, y tras años difíciles en los que incluso deja de celebrarse (1989- 1994), se abre la etapa actual. Esta nueva era está marcada por la profesionalización del certamen, su apertura a otras músicas de raíz no puramente celtas y la consolidación como encontró multicultural. Se multiplica su tirón, llegando a congregar a más de cien mil personas, y comienza el reconocimiento oficial. Fue declarado Fiesta de Interés Turístico Nacional en 2003 y de Interés Turístico internacional en 2005.

Monumento al Gaitero, Ortigueira

FESTIVAL ORTIGUEIRA, XXV EDICIÓN

Vuelve la fiesta más potente y económica del verano español: cuatro días de conciertos y acampada en plena naturaleza, todo gratis. Del 9 al 12 de julio, miles de personas de todo el mundo tomarán, como siempre, las calles y la playa de Ortigueira (A Coruña) para empaparse de la magia del Festival del Mundo Celta. El certamen, declarado de interés turístico internacional, alcanza su XXV edición recuperando la línea puramente celta.

Tiendas de campaña, músicos por cada esquina, playa, fiesta sin límites y el paisaje humano más varipinto. El Festival Ortigueira, regresa con más fuerza que nunca, desafiando a la crisis y dispuesto a superar la marca de 90.000 asistentes de su anterior edición.

Ortigueira

ESCENARIO ESTRELLA GALICIA

La programación artística apuesta en esta ocasión por la “vuelta a los orígenes musicales” del encuentro. Y así, tras años de apertura a otras músicas de raíz, el festival se centra, apenas sin concesiones, en las sonoridades atlánticas. Ortigueira retoma sin ambages su carácter de encuentro intercéltico.

Dentro de esta vuelta a la “ortodoxia”, es claro el predominio de las rotundas propuestas artísticas llegadas de Escocia. De esta nación celta llegan buena parte de los

cabezas de cartel; desde el virtuoso gaitero Fred Morrison, hasta la histórica Battlefield Band y, por supuesto, Wolfstone, el grupo más demandado por los folkies. La irlandesa The Michael McGoldrick band y la célebre Bottine Souriante de Québec son dos de las excepciones a esta regla.

Ortigueira

Las otras, claro está, llegan de la mano de las bandas emergentes del Proyecto Runas y, por supuesto, de los artistas gallegos. Como siempre el Festival servirá de escaparate de promoción internacional de los nuevos proyectos hechos en Galicia. Así, el público ortegano asistirá al estreno del nuevo álbum de Susana Seivane, “Os soños que volven” y se convertirá en parte sustancial del proyecto musical que prepara el gaitero Xosé Manuel Budiño, un dvd del directo en Ortigueira.

ACTIVIDADES PARALELAS

La música gallega será también eje fundamental de la oferta de actividades paralelas. Este año se refuerzan las aulas de trabajo, con talleres de gaita, de danza y de pandereta, este último, de la mano de Mercedes Peón. Y está previsto que suenen más gaitas que nunca, gracias a la presencia continuada de cuartetos y bandas por las calles. La feria de artesanía y la tradicional exposición fotográfica sobre el evento completarán el menú.

Ría de Ortigueira

http://www.festivaldeortigueira.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *