50 MONTAÑAS DE LOS ALPES

Comentario de Manuel Santervás Martín

null

50 montañas de los Alpes es un libro distinto a otros que llevan tiempo publicados, y lo hace distinto fundamentalmente el que está escrito por un español y no es la traducción de una guía escrita por un alpinista francés o suizo. Eso le hace iniciar el libro con una introducción que él llama “el tránsito hacia los Alpes”. Esta breve introducción es muy útil porque compara nuestras montañas y la actividad que hacemos en ellas con la que tendremos que hacer en los Alpes y las montañas que allí nos encontraremos. Los consejos que da son muy prácticos, escritos con lenguaje fácilmente comprensible y de agradecer para el que va a esta cordillera por primera vez (desde madrugar, hasta acostumbrarte a trepar con los crampones por las rocas…).

Otro aspecto a destacar de este libro, es el no centrarse en los cuatromiles e incluir montañas que aunque con menor altura destacan por su belleza o por ser emblemáticas en algunos macizos. De cada montaña nos indica una serie de observaciones a tener en cuenta, cómo acceder a ella, el equipo necesario, la época recomendable, si es necesario hacer noche, un mapa, su trazado sobre una foto, su dificultad técnica… nada que no aparezca en otras guías de este estilo, pero es muy pormenorizada la descripción que hace de los pasos problemáticos. He leído algunas descripciones de montañas que he ascendido y están descritas con mayor detalle de lo que suele ser habitual, algo de agradecer para el que se acerca por primera vez con ganas de tener pocas sorpresas del tipo “seguir la arista hasta la cumbre” y te encuentras con varios pasos de trepada que no nombra nadie en los que agradecerías tener material para proteger por si acaso.
Me sorprende la dificultad otorgada a ciertos pasos que es menor que en otras guías, dando por ejemplo II+ a muchos pasos del Matterhorn cuando llegan a ser catalogados como III o III+ en guías francesas o suizas. En conjunto es una guía recomendable para el que va a los Alpes por primera vez, no hace una ardua descripción de todas las zonas sino que da un vistazo a las montañas más importantes describiéndolas al detalle en todos los aspectos necesarios. La fotografía está cuidada, el tamaño es adecuado para transportarlo y si acaso es algo pesado para llevarlo en la mochila a cumbre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *